DE GLORIA TITULARES : Nuestra Señora de Villaviciosa y Beato Cristóbal de Santa Catalina ORÍGENES La leyenda sitúa la aparición de la imagen en la villa portuguesa de Vila Viçosa, en la segunda mitad del siglo XIV. Un vaquero de nombre Hernando traslada a tan celestial Señora en nuestra tierra. Emplazada en la ermita del actual pueblo de Villaviciosa, Córdoba la hizo suya. El Cabildo Catedralicio y el Municipal comparten su patronato. Es traída y devuelta en veintidós ocasiones desde allí hasta nuestra ciudad y viceversa. Definitivamente es entronizada en 1698 en nuestra S. I. C. En el pueblo serrano, se venera desde 1763 una copia de la misma que fue coronada canónicamente en 1988. HISTORIA Con anterioridad a 1479 en la Real Parroquia de San Lorenzo. Sus objetivos son la organización de los cultos anuales a la Virgen en su santuario y en dicho templo para festejar la Natividad de María y la organización de los traslados de la imagen de la sierra. Se fusionó con la hermandad de San Juan de Letrán y obtuvo, en 1598, bula del Papa Clemente VIII, agrgándola a la Basílica Mayor de San Juan de Letrán de Roma. Permaneció en dicha ermita hasta 1974 en que se traslada al lugar de su fundación: la parroquia fernandina. ​El obispo Fray Juan de Toledo aprobó en 1528 una reforma de los estatutos cuyo origen - quizá databan de la fundación de la hermandad- es desconocido. En 1551, refrendó don Leopoldo de Austria un nuevo cambio. En 1956, quedaron modificados por Fray Albino Menéndez. En 1989, son adaptados con don José Antonio Infantes Florido. Conformes al estatuto marco, fueron sancionados por el mencionado obispo en 1992 siendo la primera hermandad en Córdoba que se adaptaba a dicho marco canónico. En el 2004, se solicita la modificación de la nominación de la Hermandad, anulando el término de "Secular" e introduciendo el de "Primitiva" por ser la primera instituida en honor a la Stma. Virgen en su advocación de Villaviciosa (posteriormente, surgieron otras que desaparecieron y otras que perduran en nuestros días: como en Sevilla donde la encontramos fusionada con la Hdad. del Santo Entierro desde 1582 y la del pueblo de Villaviciosa de Córdoba cuya joven hermandad se fundó en 1987). Por decreto firmado el 4 de mayo de 2004 por D. Santiago Gómez Sierra, Vicario General de la Diócesis de Córdoba, se recogen el uso de dicho título, la utilización legítima del escudo y la reglamentación estatutaria de las insignias de la Hermandad. El   escudo   de   la   Hermandad está formado por el anagrama de la Virgen María, en oro, simbolizando el ancestral carácter mariano de la corporación, que corona sendas ménsulas, en plata, que acogen dos cartelas en oro; la cartela derecha ostenta la parrilla y la palma, simbolizando el lugar fundacional y actual sede canónica de la Hermandad: la Parroquia de San Lorenzo; la cartela de la izquierda ostenta el Cordero Pascual recostado sobre el libro de los Siete sellos, simbolizando a San Juan Bautista, en recuerdo a la permanencia de la Hermandad en el desaparecido templo y hospital de San Juan de Letrán, con cuya cofradía se fusionó y a quien en la actualidad perpetúa culto en la festividad de su natividad. De entre ambas cartelas emerge la torre catedralicia de Córdoba, simbolizando la sede de la verdadera imagen de Nuestra Señora de Villaviciosa, patrona del Cabildo Catedralicio y Titular de la corporación. De telón de fondo el azul inmaculista, color oficial de la Hermandad, al ser la Virgen de Villaviciosa la imagen ante la que, el 11 de septiembre de 1650, los cabildos de la ciudad, eclesiástico y municipal, hacen voto y juramento de defender la Inmaculada Concepción de María Santísima. IMAGEN VICARIA DE NUESTRA SEÑORA DE VILLAVICIOSA Realizada por el escultor D Antonio Rubio Moreno en 1961 y restaurada desinteresadamente por su hijo D. Antonio Rafael Rubio Valverde en 2019. Esta imagen fue bendecida en agosto de 1961 por D Julián Aguilera Luque, párroco por entonces de San Juan de Letrán, donde la Hermandad se hallaba establecida, en esta época. Al ser más moderna que las anteriores, difiere de la original en la postura del niño, al situarlo de perfil y no de frente sobre el hombro de la Virgen. IMAGEN TITULAR DE NUESTRA SEÑORA DE VILLAVICIOSA Es la primera y la única copia realizada sobre la imagen original aparecida en Vila Viçosa, antes de ser transformada en 1577 por el obispo Fray Bernardo de Fresneda, de ahí su gran importancia. No documentada en su autoría, fue realizada por esta Primitiva Hermandad en el primer tercio del siglo XVI (1530), para que en las largas ausencias de la original, cuando se trasladaba al santuario de la sierra, los fieles y cofrades de Córdoba tuvieran la dicha de rendir culto a la Santísima Virgen de Villaviciosa, aquí en la parroquia de San Lorenzo Mártir de Córdoba. Fue restaurada acertadamente por D. Antonio Rubio Valverde en 2019 y "Coronada Litúrgicamente" el 12 de enero de 2020 por el M.I. Sr. D. Rafael Rabasco Ferreira, Párroco de San Lorenzo Mártir y Arcipreste de la Vicaría Episcopal Catedral-Casco Histórico de Córdoba, apadrinando la solemne ceremonia, que abarrotó con cientos de fieles las naves del templo, la Superiora General de la Congregación de Hermanas Franciscanas Hospitalarias de Jesús Nazareno y el Presidente del Ilustre Colegio Oficial de Enfermería de Córdoba. BEATO CRISTOBAL DE SANTA CATALINA El beato Cristóbal de Santa Catalina pasó a ser titular de la hermandad de nuestra hermandad , según decreto, firmado por el vicario general de la diócesis de Córdoba, Jesús Orozco Mengíbar. Así, con fecha de 22 de enero de 2014, el documento aprueba la reforma estatutaria de la hermandad, que reglamenta los fines que actualmente la corporación realiza así como la inclusión del culto al beato Cristóbal de Santa Catalina, que de esta forma pasa a ser titular de la hermandad. El 29 de junio de 2014 se celebró la Solemne Bendición de la obra pictórica del Beato Cristóbal de Santa Catalina, obra de Juan Manuel Ayala, la cual se venera en la Capilla del Sagrario de la Parroquia de San Lorenzo. INSIGNIAS DESTACADAS Cruz de guía de orfebrería de Manuel de los Ríos. Sevilla. 1995. Guion del Beato Cristóbal de Santa Catalina, compuesto por bordados del S. XIX, orfebrería simbolizando al “Girasol de Dios” y una cartela con la imagen de la Virgen de Villaviciosa que recuerda la fecha de la beatificación. Año 2013. Córdoba. Simpecado. Recuperación de estandarte bordado anónimo del siglo XIX, con óleo central de la Virgen de Villaviciosa de Juan Manuel Ayala. Córdoba. 2012. Fuente: https://www.virgendevillaviciosa.es

CONTACTO

Plaza de San Lorenzo, 5 | CÓRDOBA 14002 Teléfono: (957) 47 62 49| Email: sanlorenzomartir.cordoba@gmail.com
Copyright © 2020 Real parroquia San Lorenzo Mártir de Córdoba